DIRECTOR DE INVESTIGACIÓN DEL INSTITUTO CARRIÓN HACE UN LLAMADO A LOS ESTUDIANTES PARA QUE SE CUIDEN Y CONTINÚEN SUS ESTUDIOS

Jorge Samamé Márquez, director de Investigación y del Centro de Laboratorio Clínico del Instituto de Educación Superior Daniel Alcides Carrión, aconsejó a nuestros estudiantes tomar todas las medidas de bioseguridad para cuidar su salud y la de sus familiares. Asimismo, les recomendó continuar estudiando de manera virtual a fin de no perder el año, hasta regresar a la presencialidad.

“La pandemia no va a terminar hoy ni mañana, por tanto, todo este año las clases van a ser virtuales. Les recomiendo que sigan estudiando, sigan formándose como profesionales de la salud, que es lo que el Perú más necesita en estos momentos. Un año sin estudiar es un año perdido. Cuídense y cuiden a sus familias, que es lo más valioso que tienen”, manifestó Jorge Samamé en el programa “Carrión Conecta”.

En ese sentido, el especialista en salud reafirmó que las reuniones familiares representan un alto riesgo de contagio y recomendó a las personas que quieren visitar a sus seres queridos se hagan primero la prueba para saber si son portadores o no de la enfermedad infecciosa causada por el nuevo coronavirus (COVID-19).

“Las reuniones familiares pueden ser buenas, siempre y cuando las personas que tienen planeado reunirse se hagan la prueba del COVID. Con un resultado negativo, ya pueden visitar al papá, la mamá o el abuelito; si no, es exponer a la familia, ya que alguno de los visitantes puede ser asintomático y contagiar a los demás”, señaló.

Con respecto al uso de las mascarillas, el conocido epidemiólogo recomendó a la población tener una para cada día de la semana, en caso sean desechables, y aquellas que no lo son, lavarlas después de cada uso, porque , según dijo, dijo las personas tenemos gérmenes en la boca y la nariz que las contaminan.

Como profesional de la salud, Samamé hizo también un llamado a las autoridades municipales para que encuentren un punto de equilibrio en la solución del comercio ambulatorio en lugar de tomar medidas que solo generan más caos, contagios y desorden.  

“Las municipalidades deberían tener una Escuela de Educación Sanitaria para vendedores ambulantes y ahí enseñarles cómo vender sus productos, las normas de higiene para tener una carretilla limpia; que usen gorro, tapabocas. Enseñarles, no maltratarlos. Muchos países tienen vendedores ambulantes, pero en condiciones diferentes”, indicó.

Finalmente, el magíster Samamé reiteró el llamado hecho por las autoridades de quedarse en casa, salir solo si es muy necesario, usar mascarilla, guardar el distanciamiento social y lavarse las manos frecuentemente con agua y jabón. 

El epidemiólogo Jorge Samamé recomendó hacerse una prueba de COVID antes de participar en una reunión familiar. 

Jorge Samamé, director de Investigación y del Centro de Laboratorio Clínico, aconsejó a nuestros alumnos continuar con sus estudios a fin de no perder el año.

Comparte